Los niños despistados, son niños que sueñan despiertos. Así que debemos averiguar que piensan.

Los niños despistados puedes distraerse con un ruido, una luz o con sus propios pensamientos. Les cuenta concentrarse y esto hace que vayan más lentos a la hora de aprender conocimientos.

Los niños despistados suelen poseer una gran imaginación y con ella construyen mundos fantásticos, casi siempre más interesantes que el real. Como son inteligentes, van bien en clase pero se aburren con facilidad, y a veces tardan en terminar sus tareas porque están soñando despiertos.

Primero debemos aclarar que no es lo mismo niños despistados que niños con Déficit de atención (TDA/H). El Déficit de Atención es un problema que afecta a una proporción mínima de niños (se calcula que un 4%). ¿En qué se diferencian? El TDA/H (Déficit de atención e hiperactividad), se produce cuando el problema de concentración del niño es severo y no evoluciona.

Sin embargo, la mayoría de los niños despistados no sufren TDA/H. Sólo se trata de problemas de concentración. Puedes ser niños soñadores o despistados. O tal vez niños inquietos o muy nerviosos.

Cuando un niño se distrae con más facilidad de lo normal, lo nota en el proceso de aprendizaje. Adquiere conocimientos de forma más lenta y las tareas en casa se convierten en una pesadilla para los padres. Sin embargo, es fundamental no regañar al niño ni mostrarse enfadado. El niño podría sentirse ‘fracasado’ y culpable.

Ten en cuenta estos consejos para ayudar a tus alumnos a concentrarse más en las cosas:

Colegas, sabemos que trabajar con niños despistados puede ser un todo un reto, pero no es imposible. Así que pon en práctica estos útiles consejos y, sobre todo, ten mucha paciencia. La concentración es algo que se trabaja poco a poco. No esperes resultados de un día para otro.

Consulta más técnicas pedagógicas interesantes aquí.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, ingresa tu comentario
Por favor, ingresa tu nombre aquí